28 de mayo de 2007

Conejo + huevos = Pascuas... pero porqué el conejo?
Entre tantos huevitos de chocolate, nunca se preguntaron qué tiene que ver el conejo en las pascuas cristianas? Qué llevó a este tierno animalito a convertirse en un ícono de nuestras pascuas?


Según un cuento de carácter cristiano, un conejo se quedó encerrado en el sepulcro junto a Jesús, después de su crucifixión. Así, luego de 3 días, el conejo fue testigo de la resurrección de Jesucristo. Dada la imposibilidad de hablar del pequeño animal, y para transmitir la buena noticia, corrió al pueblo llevando un huevo, representando así el renacer del hijo de Dios.

En tiempos anteriores a Cristo,
el conejo era símbolo de fertilidad, debido a la gran capacidad reproductiva de dicho animal... y también se lo relacionaba con el mes de abril.

1 comentario:

sebas dijo...

Nunca había escuchado la historia del conejo, me parece muy interesante.
PD: menos mal que no quedó encerrado un animal menos "marketinero" y simpático, sino los huevos vendrían solos.
(: